Ahora sí, ahora no…

Porque ya ni leemos ni escribimos como antes

Los sueños también han cambiado

Rompen barreras alcanzan horizontes y los sobrevuelan

Podemos buscarlo, encontrarlo, crearlo, inventarlo, imaginarlo… podemos comprarlo. Por desgracia. No, dale, mejor lo reinventamos, lo soñamos, lo moldeamos, lo materializamos. Lo contamos y lo compartimos.

Y si lo conseguimos, ¿entonces qué? ¿Qué viene después?

Después llega todo lo demás.

Anuncios